Blogs ahorro


Como dijo Orison Swett Marden, el autor que más ha escrito sobre la fe en uno mismo, el optimismo y la confianza, “vale más un céntimo bien empleado que un céntimo ahorrado”. Y es que el ahorro no siempre significa mantener el dinero intacto dentro del calcetín y seguir usando precisamente calcetines rotos porque no se quiere gastar la poca plata que le entra a uno todos los meses en el bolsillo.

Quizá el secreto para tener una vida confortable y sin carencias, aun sin ser muy rico, sea adentrarse en el mágico mundo del ahorro; formas de optimizar su dinero, de administrar mejor sus compras, de aprovechar todos los recursos al máximo y convertir como por arte de magia, las monedas de cinco céntimos en monedas de diez. Porque ahorrar sin renunciar a sus necesidades o a pequeños lujos es, sin duda, todo un arte.

Para ello lo tenemos muy fácil hoy en día con la Internet. Usted puede consultar lo que se han venido a llamar blogs de ahorro. ¿Y qué es un blog de ahorro? Pues no es más que una página con artículos interesantes donde le explicarán cómo puede ahorrar en su factura de luz, teléfono, agua, cómo reciclar o encontrar los mejores precios en productos de todo tipo. Encontrará folletos con las mejores ofertas de productos de primeras marcas, cupones descuento en productos de calidad de alimentación o droguería, descuentos para adquirir lo último en tecnología; cómo asistir al cine o al teatro a bajo precio, cómo conseguir un dos por uno, vacaciones a mitad de precio, billetes de avión en compañías solventes a precios asequibles, ocio, entretenimiento, deporte… Lo que sea que usted ande buscando lo podrá encontrar en los blogs de ahorro, su bitácora en medio de la tormenta de la crisis para vivir con calidad gastando solo lo imprescindible. Porque no es más rico el que más puede gastar, sino el que domina el arte de optimizar lo poco que posee.

Foto: Nestor Peña Martínez